¿Cómo cambiar los latiguillos?

como cambiar latiguillos de sanitarios

En el ramo de la fontanería existen muchas funciones a llevar a cabo, uno de los más básicos es el de cambiar latiguillos de una cisterna o de un grifo (por poner unos ejemplos). Para cualquiera de estos casos siempre se podrá intentar realizar el proceso uno mismo pues, en realidad, es una tarea sencilla, que no reviste de una gran dificultad y que con un poco de maña y una pizca de interés podrá llevarse a cabo sin necesidad de contar con un profesional en la materia.

En caso contrario, siempre se podrá contar con los servicios de profesionales como los que pueden encontrarse en nuestra empresa, profesionales que procederán a realizar una instalación, fácil y rápida. En cualquier caso siempre resulta más que necesario saber cómo cambiar los latiguillos.

Por supuesto, siempre se podrán adquirir las piezas e intentarlo por uno mismo, pero resulta muy interesante saber que se cuenta con la “bala en la recámara” de la instalación profesional para todos aquellos casos en los que se pueda precisar. Y ello resulta muy importante de reseñar pues de no instalar adecuadamente los elementos después siempre se pueden ocasionar pérdidas de agua y otros problemas que pueden acarrear desagradables consecuencias.

¿Qué son los latiguillos?

Cuando se habla de los latiguillos se está hablando de aquellos tubos flexibles que tienen como función realizar la conexión entre las tomas de agua que se encuentran situadas en la pared y los aparatos sanitarios o dispositivos que se deben nutrir de agua para poder funcionar o surtir.

Sin ningún tipo de lugar a dudas, los latiguillos son una pieza fundamental, imprescindible, elemental en cualquier instalación pues sin latiguillos el funcionamiento del aseo, cisterna o elemento que precisa de los mismos no sería posible. Siendo así, ese es el motivo por el cual conocer cómo cambiar latiguillos se torna tan indispensable.

Los latiguillos son elementos sumamente resistentes y su vida útil suele ser muy larga, pero no nos llevemos a engaño ya que, como cualquier otro elemento, los latiguillos están sometidos a una determinada vida útil, a un desgaste por uso y al riesgo de sufrir roturas por un golpe o por otras causas.

Los latiguillos son resistentes pero no son inmunes, por ello los mismos algún día acabarán presentando fugas de agua por su junta, roturas en su mismo flexo que también les hará perder agua o simplemente sufrirán de alguna deficiencia que hará que la circulación interior del agua deje de efectuará con total normalidad, y entonces sea cual sea el caso la sustitución de los latiguillos será de obligado cumplimiento.

Cómo cambiar latiguillos: paso a paso

Para saber cómo cambiar latiguillos se deberán conocer una serie de pasos a seguir para que el proceso pueda ser realizado casi por cualquier persona y para que sea realizado con la mayor rapidez, comodidad y un muy reducido número de herramientas necesarias.

Dicho lo anterior, vamos a entrar en el meollo de la cuestión y vamos a ver ahora sí, paso a paso, el modo de cambiar los latiguillos. El proceso paso a paso es el siguiente:

  1. El primer paso consiste en dejar de nutrir de agua a las tomas de agua sobre las cuales se vaya a actuar. En muchos hogares se deberá cerrar el suministro general de agua de todo el hogar, mientras que en otros puede existir algún grifo que cierre zonas concretas del piso. En el primer caso, evidentemente, no quedará otra que cerrar la toma general de la vivienda o lugar del cual se trate. En el segundo de los supuestos podremos cerrar parcialmente la parte del hogar sobre la cual se va a trabajar
  2. Con la utilización de una llave inglesa se realizará la desconexión y retirada de los latiguillos preexistentes. En el momento de la retirada se tiene que tener presente que, a pesar de que ya se haya cortado el suministro de agua, existe una cantidad de agua dentro de los tubos (que puede no resultar nada desdeñable) que empezará a caer, por ello es importante poner toallas en el suelo o un barreño para que la recoja para evitar ensuciar el suelo, encharcarlo y generar un problema a resolver. Tan sólo será un poco de precaución y de poner cuidado para evitar que esta pérdida de agua suceda
  3. El siguiente paso en el cambio de los latiguillos en wc o grifo será el de desmontar los grifos o las piezas que sean necesarias si por culpa del poco espacio existente o lo que fuere no nos fuese posible la manipulación correcta de todos los elementos. En aquellos casos en los que ello no sea así, esto no será ni necesario ni tan siquiera recomendable realizarlo (a no ser que se quiera aprovechar para cambiar alguna otra pieza, para verificar el estado de las juntas, etc.)
  4. Con todo lo anterior realizado llegará el momento de poner a la vista los nuevos latiguillos que se pretenden instalar. Dichos latiguillos deberán ser adquiridos teniendo muy presente que coincida el diámetro de rosca de los que había con los nuevos que se quieren instalar, y también deberá tenerse muy en cuenta que la longitud de los latiguillos que se adquiera sea la adecuada. Un latiguillo demasiado largo puede no ser el más adecuado y uno demasiado corto o no llegará o quedará demasiado tirante y ello no resulta nada recomendable. Salvo casos extremos no se recomienda la incorporación de dos latiguillos a modo de enganche del uno con el otro para hacer coincidir la medida deseada, siempre es mejor que un único latiguillo llegue en su justa medida de extremo a extremo
  5. Teniendo ya los latiguillos adecuados para la instalación será el momento de empezar el montaje de los mismos. Para ello se empezará con el insertado del macho en el cuerpo del grifo o elemento donde deba ir sujeto y se enroscará con la mano hasta que quede prieto
  6. El siguiente paso será el mismo proceso que el mencionado para el paso anterior pero, en este caso, para el otro lado del latiguillo
  7. Con el latiguillo bien situado y con la ayuda de la llave inglesa se realizará el apretado de ambos lados con la suficiente fuerza para que quede todo bien sujeto
  8. Una vez realizado todo lo anterior podrá decirse que el proceso ha concluido y que habrá llegado el momento de en primera instancia volver a reestablecer el suministro de agua para que el mismo fluya con total normalidad, para posteriormente comprobar que no existen perdidas de ningún tipo en los nuevos latiguillos instalados y una vez comprobado todo ello empezar a volver a dar el uso a los sanitarios o elementos de los que se trate con total normalidad.

descubre aqui como puedes cambiar tu mismo los latiguillos de los sanitarios paso a paso

La importancia de la calidad de los latiguillos

Hasta aquí hemos podido comprobar cómo cambiar los latiguillos uno mismo de una forma fácil y rápida, hemos podido ver como es un proceso que no tiene ninguna complejidad y en el cual con una simple llave inglesa a modo de herramienta nos puede llegar a ser suficiente.

Un aspecto que se tiene que tener presente en el cambio de latiguillos es en la calidad de estos. Y ello es sumamente importante pues nos podemos esforzar mucho en realizar la instalación más adecuada y podemos poner el máximo mimo y esmero en ello pero si las piezas que instalamos no resultan las más adecuadas entonces de poco servirá el proceso.

Y de poco servirá el proceso pues unos latiguillos de calidad ya no tan sólo podrán llegar ser más susceptibles a roturas y víctimas de pérdidas de agua con una mayor facilidad, sino que además los mismos podrán llegar a tener con casi total seguridad una vida útil mucho más corta que sus congéneres de una calidad adecuada.

Por todo lo anterior, se deben comprar los latiguillos de una calidad adecuada, de marcas de reconocida solvencia y que ofrezcan soluciones duraderas en el tiempo y con la seguridad requerida en este tipo de instalaciones.

No nos engañemos pues saber cómo cambiar latiguillos resulta de una especial importancia pero no menos importante resulta saber escoger unos buenos latiguillos. El material con el cual los mismos están construidos, la calidad de las juntas de goma que los mismos pueden incorporar y tantos más aspectos que pueden influir en la calidad final de los mismos son aspectos determinantes a tomar en consideración llegado el momento de su elección.

Dicho todo lo anterior, tan sólo queda reiterar la necesidad de en algún o algunos momentos de la vida de cambiar los latiguillos que ya hayan llegado al final de su vida útil y con ello reiterar también la necesidad de saber cómo cambiar latiguillos de cualquier sanitario como grifo o wc.

Y siempre recordar que se trata de un proceso muy sencillo y simple que podrá ser llevado a cabo por casi cualquier persona, por pocos conocimientos del sector que tenga y que, en caso contrario, siempre se podrá contar con los servicios de profesionales como los que se pueden encontrar en nuestra empresa, profesionales que pondrán una solución rápida y eficaz a la cuestión.

¿Cómo cambiar los latiguillos?
4.8 (96.67%) 6 votos