¿Cómo se genera la electricidad?

como se produce la electricidad

Estamos tan acostumbrados a encender el interruptor y ver como instantáneamente se enciende la bombilla y es tan reflejo el acto de sentarnos en el sofá y de darle el botón de encendido al mando de distancia del televisor que muy pocas veces, o casi nunca para ser sinceros, nos planteamos cómo se genera la electricidad y llega la misma a nuestro hogar.

Hasta que le damos al interruptor y la bombilla se enciende o la pantalla de marras se pone en marcha el fluido eléctrico ha vivido un largo recorrido y un extenso y diverso proceso de generación, veamos en este artículo cómo se genera la electricidad.

Claves para entender cómo se genera la electricidad o corriente eléctrica

Para entender la electricidad lo primero que debemos entender es que es la electricidad desde su base, para adentrarnos en los más profundo de la electricidad primero debemos adentrarnos en los más primigenio de todo, primero debemos entender qué es la electricidad.

La electricidad es una energía, concretamente la energía que resulta de moverse a través de materiales conductores. Concretamente, la electricidad es el resultado del movimiento de electrones positivos y de electrones negativos.

Dicho de otra forma lo anterior, ambas cargas mencionadas anteriormente a través de su movimiento y de sus características opuestas se atraen entre sí generando por un lado electricidad estática y por otro lado electricidad dinámica.

En lo anterior encontramos los mimbres para entender en las siguientes líneas el proceso de cómo se genera la electricidad y es que la misma ni aparece por arte de magia, ni es algo que al encender un interruptor se active sin haber tenido que generarse y transitar por todo un proceso tal y como ya hemos visto con anterioridad y tal y como vamos a profundizar en ello en los siguientes párrafos.

¿Cómo y dónde se produce la electricidad?

Podríamos decir que el proceso de cómo se genera la electricidad es un proceso sumamente largo y complejo pero que se produce a una gran rapidez, por ello cuando encendemos el interruptor o enchufamos algo no debemos esperar, por ello podemos contar siempre con fluido eléctrico, el trayecto es largo, pero el recorrido se hace de una forma veloz.

El proceso de creación de la electricidad comienza en el denominado proceso de generación, esta es la fase de la concepción de esta y es la pieza primera de todo el proceso de cómo se genera la electricidad.

El proceso de generación de electricidad es realizado en centrales especializadas en la obtención de energía eléctrica. Dicha obtención es realizada mediante las denominadas energías primerias y las mismas pueden ser tanto de carácter renovable como de carácter no renovable, incluso en muchos casos al final el resultado de la luz que nos llega a nuestros domicilios puede ser el resultado de un mix en el cual se encuentra tanto en la electricidad generada en base a energías renovables como en base, también, a energías no renovables.

Dicho proceso de generación realizado por las centrales encargadas de ese proceso finaliza cuando venden la energía que las mismas han generado a las distintas compañías que luego comercializarán esa energía.

Después del proceso de generación viene el proceso de transmisión, este proceso se basa en lograr hacer llegar la electricidad creada a las distintas subestaciones existente y ello se realiza mediante sistemas relacionados con las torres de sustentación o mediante las vías subterráneas que se hayan creado para ello.

Una vez que la electricidad ha llegado a la subestación aún no finaliza el proceso de transmisión en el conjunto de saber cómo se genera la electricidad, una vez que la electricidad ha llegado a las subestaciones entonces entran en juego los transformadores, unos transformadores que serán los encargados de aportar la tensión eléctrica que sea correcta.

Decir que, habitualmente, las distintas subestaciones existentes no se encuentran muy alejadas de las centrales generadoras y que las mismas suelen encontrarse en las áreas suburbanas de los centros urbanos que deben abastecer, aunque tampoco resulta infrecuente que en algunos casos existan algunas subestaciones en el mismo seno urbano, insertadas dentro de construcciones habilitadas para dichos usos.

Luego habrá llegado el momento de proseguir a la siguiente fase del proceso de generación de la electricidad hasta que la misma llega a nuestros hogares. Así, una vez finalizado el proceso de transmisión se iniciará el proceso de distribución, esté proceso es el encargado de llevar la electricidad desde las distintas subestaciones hasta los domicilios que se encuentran en su rango de acción.

Quien se encarga de distribuir la electricidad es la empresa distribuidora y la misma no puede escogerse ya que en cada área existe una empresa asignada, es función y responsabilidad de dicha compañía el asegurar el fluido eléctrico en cada uno de los domicilios que atiende y que debe atender y es la que resulta propietaria de los contadores de luz, pero no es necesariamente la empresa que factura a los clientes, pues esa será la empresa comercializadora (entendiendo que se está hablando del caso de un mercado liberalizado como el del mercado español).

Y finalmente, en el proceso de cómo se genera la electricidad entra en juego el proceso de comercialización de esta, es decir, una vez que la electricidad ha sido generada, transmitida y distribuida habrá llegado el momento de comercializar esta con las distintas ofertas existentes en el mercado para que pueda ser utilizada por los clientes y facturada a estos por parte de la empresa comercializadora que se haya escogido.

articulo sobre como se produce la energia electrica

Generación eléctrica

Hasta aquí se ha puesto la vista en señalar cómo se genera la electricidad desde su concepción hasta su comercialización para realizar una visión de conjunto del asunto, pero ahora conviene poner el foco en la primera fase que se ha mencionado, en el de la generación misma de la electricidad.

Tal y como se mencionaba, existen centrales de generación muy variadas en lo que a generación de electricidad concierne, esencialmente pueden encontrarse los siguientes sistemas, unos sistemas que tal y como ya se ha mencionado transitan desde los sistemas de generación mediante recursos no renovables hasta los sistemas de generación basados en energías renovables, un buen resumen es el que se verá en estos párrafos posteriores y finales.

Las centrales termoeléctricas son una de las centrales por excelencia en la generación de energía eléctrica, existen dos tipos de este tipo de centrales en el proceso de cómo se genera la electricidad, concretamente existen las centrales termoeléctricas de ciclo convencional y luego existen las centrales termoeléctricas de ciclo combinado. Ambos tipos de centrales tienen unas particularidades y matices propios, pero tienen una esencia básica general: la energía eléctrica mediante el quemado de gasóleo, carbón o de gas natural.

Otra de los grandes generadores de electricidad son las centrales nucleares, un sistema de generación de energía tan denostado por muchos como alabado por otros. Sin entrar en el fondo de la cuestión pues no corresponde a este artículo analizarlo ni juzgarlo, objetivamente se debe reconocer que en el momento actual este tipo de centrales siguen siendo indispensables para la generación de electricidad para poder mantener el nivel de uso que se requiere de las redes eléctricas por parte de las sociedades modernas. Una central nuclear funciona mediante el sistema de fisión nuclear.

Una variante de las anteriores (por el aprovechamiento del vapor generado, no por otros aspectos) se encuentra en las centrales geotérmicas, la gran diferencia es que estas últimas funcionan mediante el aprovechamiento del calor que emana del interior de la tierra y que ha sido canalizado adecuadamente para ser aprovechado.

Otra de las centrales generadoras de energía eléctrica se encuentra en las centrales de biomasa, esté tipo de centrales utilizan el calor generado por la quema de todo tipo de materia orgánica para funcionar.

En las centrales hidroeléctricas se encuentra otro de los grandes motores para saber cómo se genera electricidad, las mismas representan una evolución histórica al modo de funcionar de los clásicos molinos de la antigüedad.

Las denominadas centrales mareomotrices y las denominadas centrales undimotrices también tienen su porción de tarta en el porcentaje total de creación de electricidad, las mismas se basan en la fuerza del mar para generar electricidad. Concretamente, en el caso de las centrales mareomotrices, su fuerza radica de la producción energética basada en la subida y bajada de las mareas, en el caso de la energía undimotriz es parecida a la anterior, pero en este caso mediante el aprovechamiento de las olas para generar energía.

Y, finalmente, pero no por ello menos destacable, quizás dos de las energías más conocidas por el gran público en todo a lo que concierne a cómo se produce la electricidad: la energía eléctrica que emana de los parques eólicos y la energía eléctrica que emana de las centrales solares. En el primero de los casos se está hablando de la energía eléctrica creada a partir de la fuerza del viento y en el segundo de los casos, como su nombre bien indica, la energía eléctrica se realiza a partir de la energía que emana y se aprovecha del astro rey, del Sol.

¿Cómo se genera la electricidad?
4.8 (96%) 5 votos