Sabes cuál es la mejor caja fuerte del mercado?

Existe una gran diversidad de cajas fuertes entre las que escoger, por lo que no puede decirse que exista un único tipo de caja fuerte o un único modelo concreto de caja fuerte que resulte recomendable, pues en realidad son muy y muy variadas las opciones recomendables que existen.

En este artículo vamos a ver entonces algunas recomendaciones para saber cómo escoger la mejor caja fuerte, conociendo las distintas opciones que existen y las distintas variables que permiten hablar de una mejor o peor elección en cajas fuertes.

Esenciales marcas de cajas fuertes en España

Buscando por Internet tiendas online donde vendan cajas fuertes o visitando comercios físicos donde se vendan este tipo de productos es fácil hacerse una composición de lugar de muchas de las marcas existentes en el mercado de las cajas fuertes. En este caso también es importante saber diferenciar entre aquellas que son buenas marcas de cajas fuertes y aquellas que no son tan buenas o reconocidas.

Por supuesto debe realizarse una prevención a lo anterior, cierto es que existen unas marcas de cajas fuertes que son mejores, más seguras y fiables que otras, eso sucede en todos los productos, pero también es cierto que existen unas marcas de cajas fuertes que pueden ser más adecuadas para un tipo de personas que buscan unas necesidades concretas en el producto y otras marcas que pueden resultar más recomendadas y recomendables para otro tipo de personas que buscan otros atributos en las cajas fuertes.

Ahora bien, realizada la prevención anterior tal y como se decía existen unas marcas que pueden ser consideradas mejores y más seguras que otras. Algunas de estas marcas que destacan sobre el resto son por ejemplo la archiconocida Fichet, pero también las enseñas Baussa, Burg Wachter, Gruber, FAC, Olle, Techove, Gunnebo, INN o soler, entre otras.

te recomendamos la mejor caja fuerte

Cómo seleccionar una caja fuerte

Para poder comprar la caja fuerte más adecuada, lo más recomendable es disponer de todos los datos, de todas las variables que nos deben llevar a escoger con determinación aquella caja fuerte que resulta más adecuada a nuestro caso en particular.

Algunas de las principales variables a tomar en consideración son por ejemplo el tamaño que se desea la caja, el uso previsto para la misma y, entre otros, por supuesto, el presupuesto que se dispone para adquirir la misma.

Así, en los siguientes apartados se podrá ver como escoger una determinada caja fuerte en relación con las variables anteriores mencionadas.

¿Qué utilización le vas a dar a la caja fuerte?

El uso que se le va a dar a una caja fuerte resulta mucho más importante de lo que parece, pues de lo que se vaya a conservar en su interior -y del valor de todo ello- dependerán aspectos tan importantes como el nivel de resistencia de la caja fuerte en general y de la capacidad de resistir al agua, al fuego y a otras circunstancias adversas en concreto.

Lo anterior determinará en gran manera la elección de una determinada caja fuerte y todo ello es una buena muestra de aquello que se indicaba que una marca y un modelo concreto que puede ser muy adecuado para un tipo de persona puede no serlo o no serlo tanto para otra.

Así, por ejemplo, una persona que requiera de una caja de máxima seguridad que resista lo máximo a todos los intentos de robo, a incendios, inundaciones y demás podrá necesitar unos tipos muy concretos de caja fuerte (ver más en tipos de cajas fuertes), por el contrario alguien que quizás no requiera de tanta fortaleza en la caja fuerte podrá no necesitar el más avanzado de los modelos y otro modelo más asequible que a otra persona no le serviría de nada a ella le resulta ideal, y todo ello siendo ambas cajas fuertes dos buenas cajas fuertes de dos buenas marcas reconocidas.

¿Qué protección comprar?

Las cajas fuertes se distinguen por distintos niveles de protección, por distintos grados mejor dicho. Concretamente las cajas fuertes pueden dividirse en nueve niveles o grados, van divididas en niveles o grados del 1 al 9.

Cabe destacar que en las cajas fuertes que se utilizan en las viviendas comunes no existe una homologación de las mismas en base a los niveles de seguridad o grados de protección anteriormente mencionados como por el contrario sí que sucede con las cajas fuertes que pueden tener, por ejemplo, las cajas fuertes utilizadas en las joyerías o en los bancos, lugares que por motivos evidentes requieren de un nivel de seguridad mucho más elevado.

Otro de los aspectos que determina el nivel de protección de la caja fuerte es el peso de la misma, puede decirse que a mayor peso mayor seguridad teórica. Esta regla no es una regla exacta ni cierta en todos los aspectos, pero si que resulta claramente cierta en un caso, veamos:

Las cajas más pesadas evidentemente no ofrecen más protección meramente por su peso, pues evidentemente un mayor peso no garantiza que la puerta de la misma sea más resistente ni que tenga una mayor o menor resistencia ante un incendio o una inundación, pero resulta evidente que a mayor peso mayor dificultad para trasladar una caja fuerte y teniendo presente que la mayoría de ladrones cuando entran a robar buscan algo poco pesado y no llevan equipamiento suficiente para transportar grandes pesos, por ello la consecuencia lógica es que a mayor peso -y de no poder abrir la caja- la mayoría de ladrones desistirán del esfuerzo de llevarse una caja fuerte muy difícil o imposible de acarrear para ellos.

¿Debería de ser resistente al fuego la caja fuerte?

Obvia y evidentemente comprar una caja fuerte que sea resistente al fuego no es ninguna obligación, pero sin duda no puede resultar más recomendable. Pues ante un incendio una caja con un fuerte componente ignífugo es garantía de conservar lo que en su interior se encuentre.

De escoger una caja fuerte resistente al fuego deberán seguirse dos parámetros distintos para valorar el nivel de resistencia al fuego: así una caja que vaya a almacenar esencialmente papeles puede ser una caja que resista hasta los 150ºC, pero si debe almacenar memorias externas informáticas u otros elementos delicados la temperatura en su interior no deberá superar los 50º.

Otro de los datos a tener muy en cuenta el tiempo de resistencia al fuego. Ninguna resistirá eternamente, pero cuantos más minutos aguanten mejor. El baremo habitual oscila entre una resistencia de los 30 y de los 60 minutos.

¿Debería de ser resistente al agua la caja fuerte?

Este es un elemento que no siempre se ha puesto en valor y cada vez lo tiene más. Muchas de las cajas fuertes del mercado actual no ofrecen resistencia ante el agua cuando es algo muy interesante para evitar que se dañen los elementos de su interior.

Además de resistencia a la acción directa del agua, también resultan muy interesantes las cajas fuertes que resisten a la humedad en general. Esto es especialmente importante para cajas fuertes que van a almacenar elementos que se dañan muy fácilmente con la humedad directa producida por el agua, pero también por una fuerte humedad ambiental.

Cajas fuertes para custodiar armas de fuego

Si se dispone de armas de fuego, estas siempre deben de ser guardadas en una caja fuerte de alta seguridad. Siendo así, y siendo muy rígidas las exigencias legales que existen al respecto, no todos los modelos de cajas fuertes serán válidos para guardar las armas que se puedan poseer.

Resulta imprescindible comprar cajas fuertes de alta seguridad especialmente habilitadas y homologadas para guardar armas dentro de ellas.

las mejores cajas fuertes

Variedades de cajas fuertes

Distintos son los tipos de cajas fuertes que existen en el mercado, cada uno de los tipos de cajas fuertes existentes tiene sus particularidades, los principales tipos de cajas son los siguientes:

  • Cajas para la custodia de elementos de cierto valor, cómo documentos, joyas o dinero.
  • Cajas para guardar dinero a través de una ranura sin tener que abrir la caja.
  • Cajas de las denominadas caudalitas, pequeñas cajas de seguridad para guardar dinero en efectivo.
  • Cajas de seguridad portátiles y luego también existen las ya mencionadas cajas ignífugas y las cajas que actúan como armero.

¿Qué debo observar al adquirir una caja fuerte?

Distintos son los aspectos clave a considerar, muchos de ellos ya se han mencionado a lo largo de este artículo, pero hagamos una breve recopilación de todo ello:

El tamaño es extremadamente importante, también lo es por supuesto el peso. El tipo de cierre es otra de las variables a considerar y sobre todo el precio, ante la duda apuesta por la calidad.

¿En qué lugar comprar una caja fuerte?

Actualmente las cajas fuertes pueden adquirirse tanto en tiendas físicas como en tiendas online. La verdad es que comprarlas online ofrece muchas más opciones, un buen precio y se recibe directamente en casa. Sea donde sea que se compre es importante que la tienda sea plenamente confiable.

¿Dónde situar una la fuerte?

No se puede dar una única respuesta sobre el mejor sitio donde instalar una caja fuerte pues dependerá del espacio que se tenga, del tipo de caja que se haya comprado, etc.

Ahora bien, existen tres variables principales que se deben tomar muy en consideración llegado el momento de escoger una ubicación: la visibilidad pues la máxima a seguir es que sea lo menos visible posible, que quede lo más sujeta posible y la menor exposición a riesgos (fuego, agua, etc.) que se pueda.

Sabes cuál es la mejor caja fuerte del mercado?
5 (100%) 2 votos
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter