¿Qué es un inodoro seco ecológico?

todo sobre los inodoros secos

Un inodoro seco, también conocido como baño seco ecológico, baño seco, o inodoro de compostaje, es una clase de baño muy particular que se caracteriza principalmente por no utilizar agua entubada y aprovecharse básicamente del compostaje para poder degradar la materia fecal.

Es decir, que los inodoros secos ecológicos trabajan sin necesidad de que exista descarga hídrica o de agua. Los sanitarios secos se encargan de realizar la separación entre residuos que son sólidos y aquellos que son líquidos, para lo cual se empleado una taza de separación o división para las heces y la orina.

El inodoro seco es un sistema realmente interesante si se utiliza de manera adecuada, ya que evitará la aparición de malos olores y contaminación debido a que los mismos resultan verdaderamente higiénicos.

Los baños secos son realmente interesantes en los hogares, pero sobre todo en aquellos lugares en los cuales no llega la red de saneamiento como, por ejemplo, en viviendas o casas de campo o bien en aquellos países que aún se encuentran en vías de desarrollo.

Desgraciadamente, los inodoros secos ecológicos resultan aún muy desconocidos por la gran mayoría de la población, a pesar de que actualmente se pueden encontrar múltiples fabricantes y que existen modelos que son muy económicos para el bolsillo de los consumidores.

Grandes ventajas del inodoro seco

La gran ventaja que brindan los inodoros secos ecológicos es que, por un lado, ayudan a ahorrar una considerable cantidad de agua y, por otro lado, ayudan a abonar el jardín o plantas que se tengan en la vivienda o en los alrededores.

De modo que suponen un cuidado del medio ambiente por duplicado, debido a que todos sabemos que el agua es un recurso muy escaso que se debe cuidar. De hecho, cada vez que una persona va al cuarto de baño y acciona la cisterna, se consumen o gastan alrededor de 20 litros de agua cada vez.

La utilización de un inodoro seco ecológico permite ahorrar hasta 20.000 litros de agua cada año y por persona. A todo ello hay que añadir, como se decía en líneas anteriores que, al transformar los excrementos o heces en compost, se logra dispone de abono natural para plantas, macetas y jardines, evitando tener que hacer uso de los dañinos fertilizantes industriales que se venden en el mercado.

Hay que añadir que este sistema no produce contaminación ni del suelo ni de las aguas subterráneas, por lo que se trata de un sistema completamente seguro para la salud de las personas. Además, cuenta con un diseño que es fácilmente adaptable a infinidad de entornos, permitiendo ahorrar hasta un 50% de agua.

También se debe añadir que aquellas poblaciones que dispongan de menor numero de recursos para poder acceder a la red de saneamiento dispongan de un sistema que permita mantener todos sus ríos, cauces y lagos completamente limpios.

Desventajas del baño seco

Quizá, la desventaja principal de este tipo de inodoros es que difícil poder implantar este tipo de sistemas en determinadas viviendas, especialmente cuando se habla de entornos meramente urbanos que resulten demasiado densos en población.

Y es que es preciso que este tipo de sistemas cuenten en todo momento con una adecuada ventilación, de lo contrario los malos olores estarán presentes en todo momento, con las consecuencias negativas que ello supone, algo que en las grandes ciudades no es demasiado fácil de controlar.

Pueden integrarse a cualquier vivienda ya existente, incluso en bloques de pisos, pero es esencial seguir una serie de recomendaciones que ayuden a mantener la salubridad y bienestar en todo momento, ya que los malos olores podrían convertirse en un gran problema si no se proporcionase una correcta ventilación.

A pesar de que hay personas que hacen uso de este abono para huertos, hay que señalar que no se trata de la alternativa más aconsejable para poder abonar productos que vayan a ser para consumo humano. Ello no significa que una vez transcurrido el plazo de seis meses, los desechos humanos no sean lo suficientemente inocuos, pero aún así no se trata de una acción aconsejable.

los baños secos ecologicos funcionan con compostaje

Funcionamiento del inodoro seco ecológico

El funcionamiento de este tipo de inodoros resulta muy sencillo, pero a su vez muy eficaz y fundamental para cuidar de nuestro planeta. El inodoro seco ecológico cuenta con un funcionamiento que consiste básicamente en la realización de la instalación de dos cámaras secas en la zona inferior en la cual irá situado el inodoro o WC.

Resulta vital que ambas cámaras sean completamente impermeables, así como herméticas, ya que de este modo se podrá evitar que se puedan producir indeseables filtraciones que puedan contaminar.

Los productos de desecho se generarán en periodos que tendrán una duración aproximada de unos seis meses y después de que haya transcurrido dicho periodo de tiempo, se hará uso de la segunda cámara, de tal modo que durante los siguientes seis meses los primeros residuos ya se habrán convertido en compost y podrán ser empleados sin problemas para abonar jardín, plantas, etc. Dicho procedimiento irá repitiéndose una y otra vez durante el tiempo.

Tipos de inodoros secos ecológicos:

En función de que cómo se consigue la descomposición de los residuos, en función de cómo se genera el compost, se puede distinguir básicamente entre dos tipos de baños secos:

  • Inodoro seco basado en la deshidratación: Como bien indica su nombre, este baño seco deshidrata los residuos que van entrando en la cámara. Este proceso requiere de calor, ventilación, así como hacer uso de un material secante. Consigue abono sin agentes patógenos y que se puede reutilizar. Resulta clave que en este proceso se disminuya la humedad a menos del 25% lo antes posible para terminar cuanto antes con todos los patógenos.
  • Inodoro seco basado en la descomposición: En este caso, las heces humanas se depositan en una cámara junto con otros materiales orgánicos como, por ejemplo, paja, cáscaras de frutas, entre otros elementos. Los propios microorganismos que se encuentran en el suelo en esta cámara serán los encargados de descomponer los residuos, tal y como ocurre en plena naturaleza.

Instalación del inodoro seco ecológico

Aunque la instalación del inodoro seco ecológico no suele conllevar ninguna serie de problemas a quienes se decantan por este sistema para eliminar con los desechos que se generan en el WC, hay que señalar que siempre se recomienda contar con un profesional que pueda encargarse de realizar la instalación de manera segura, eficiencia, rápida y sin complicaciones de ningún tipo.

Como se mencionaba anteriormente, el coste de este tipo de inodoros resulta verdaderamente económico, por lo que cualquier persona que lo desee podrá implantar este sistema en su vivienda y beneficiarse de las estupendas ventajas que ofrece el inodoro seco ecológico.

A todo ello hay que añadir que este tipo de inodoros no requieren prácticamente de mantenimiento, por lo que ayuda a ahorrar una buena cantidad de tiempo. Obviamente, la instalación de este tipo de inodoros en el hogar permite disfrutar de un sistema mucho más ecológico y sostenible en comparación a los sistemas actuales y convencionales.

La instalación de los baños secos rompe con el extendido mito que existe de que los baños rurales o de campo son malolientes y sucios. Los nuevos avances, las nuevas soluciones que han salido al mercado, han permitido que esta falacia quede atrás en el tiempo, ya que en la actualidad se puede disfrutar plácidamente de los baños rurales sin miedo a toparse con malas experiencias.

En otras palabras, los inodoros secos ecológicos resultan mucho más limpios, ecológicos, económicos, y sencillos de mantener e instalar. Las ventajas que ofrecen este tipo de sistemas son más que evidentes. Los baños están cambiando, y los baños secos ecológicos son grandes responsables de que ello esté sucediendo.

Ayudando al medio ambiente

No cabe duda de que el ser humano tiene que comprometerse con el planeta para evitar que el mismo siga deteriorándose a pasos agigantados. El reciclaje y el consumo responsable y optimizado de los recursos disponibles es esencial para conseguir que el medio que nos rodea sobreviva en las mejores condiciones posibles.

Una buena manera de aportar un granito de arena en este sentido es haciendo uso de un inodoro seco ecológico, ya que se trata de una magnífica manera de ahorrar una importante cantidad de agua, además de proporcionar abono natural a las plantas o entorno que nos rodea. El hombre sigue dando pasos hacia adelante para intentar proteger el medio ambiente, pero aún queda mucho por hacer.

Y es que en cuanto a baños secos se refiere hay que señalar que aún son pocas las personas que conocen este sistema y lo han implantado en su hogar, por lo que hay que promover el uso de sistemas que cuiden del entorno y permitan un ahorro tanto en recursos naturales como un ahorro para nuestro bolsillo.

No malgastar el agua y ayudar al medio ambiente es indudablemente una buena manera de actuar en el cuidado de la naturaleza y la fauna que forman parte de nuestro entorno.

¿Qué es un inodoro seco ecológico?
4.9 (97.14%) 7 votos
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter